Gobierno Nacional de Panamá

Inician actividades de la campaña contra el cáncer de mama y de próstata

Lunes, 2 de Octubre de 2017

Enmarcados en el lema “Hoy Celebremos la Vida Luchando Juntos”, el Despacho de la Primera Dama, el Ministerio de Salud (MINSA) y el Instituto Oncológico Nacional (ION) realizan el lanzamiento formal de la campaña de prevención contra el cáncer de próstata y mama para este 2017.

Al respecto, el Director del Instituto Oncológico Nacional (ION) “Juan Demóstenes Arosemena”, Dr. Aníbal Villarreal, manifestó que en este mes estamos exaltando y tratando de recordar a la población la importancia del diagnóstico temprano y la prevención.

“A pesar del esfuerzo que se hace, aumentan la cantidad de casos por lo que se hace la lucha hacia esa dirección”, destacó el galeno.

En ese sentido, hasta la fecha hay más de 3 mil 500 casos nuevos de cáncer, siendo atendidos en el ION la población mayor de 14 años de edad; mientras que la población de personas menores de esa edad es atendida en el Hospital Del Niño y la provincia de Panamá es la de mayor prevalencia de pacientes.

Mencionó que en el ION los tipos de cánceres más comunes son: de mama, próstata, estómago, cuello uterino, pulmón y de intestino; siendo provocados por la mala alimentación, la contaminación ambiental, el uso de pesticidas y plaguicidas, entre otros los factores asociados.

El Dr. Villarreal explicó que han notado que se ha estabilizado el cáncer de cuello uterino; y que disminuirá más a medida que funcione el programa de vacunación contra el virus del papiloma humano.

Por su parte, el Dr. Julio Santamaría, asesor del MINSA y representante en el Patronato del ION, indicó que “esta compleja enfermedad necesita ser abordada disciplinariamente desde su prevención primaria; es decir, con estilo de vida saludable, encontrar el cáncer en fases tempranas, a través de la mamografía, diagnóstico y tratamiento.”

Dijo que actualmente se encuentra en discusión en la Comisión de Salud de la Asamblea Nacional de Diputados un importante proyecto de ley de lucha contra el tabaco, siendo el primer factor de riesgo como causa de cáncer.

“Lo importante para el MINSA es salvar vidas y con la colaboración de todos se podrá”, explicó el galeno Santamaría, ya que en Panamá un 6% de la población adulta consume tabaco y un 12% son los adolescentes.

Mencionó que el MINSA con Fundacáncer y Susancomen llevan a cabo un proyecto de hace varios meses en las provincias de Herrera, Los Santos y Veraguas uniendo a los actores, con el propósito de reducir la mora, las barreras que tienen las mujeres para llegar a un diagnóstico más temprano de la enfermedad. En este sentido, también destacó que el hospital (ION) se enorgullece en tener uno de los más completos equipos radiológicos de laboratorio y de medicamentos para poder combatir el cáncer.

Entretanto, la presidenta de Fundacáncer, Alexandra Castro Novey, expresó que para mejorar la calidad de vida de los pacientes con cáncer y contribuir a la salud de la población, mantienen el programa permanente de donación de mamografías y ultrasonidos para mujeres aseguradas y no aseguradas de escasos recursos que inició en el 2006, siendo en ese momento el primero en el país.

De igual forma, expresó que se han incorporado otros servicios a este programa como la donación de prótesis externas a mujeres con mastectomía, procedimientos como biopsias necesarias para poder confirmar el diagnóstico de la enfermedad.

En representación del Despacho de la Primera Dama, Milagros Velázquez, resaltó que hace 20 años inició esta campaña y se mantiene, una familia que lucha y que cree en el trabajo que hacen los médicos, las fundaciones sin fines de lucro que apoyan, los pacientes y familiares a quienes sufren de cáncer.

“El cáncer es un tema de familia y de unidad. Nos sentimos orgullosos de poder decir que este hospital cuenta con el aval de la sociedad civil organizada, que cree en sus líderes activos para los tratamientos que siguen salvando vidas”, puntualizó Velázquez.

En el Instituto Oncológico Nacional (ION) el costo promedio anual de atención a un paciente oscila entre los B/. 40 mil, cifra asumida por el Estado, lo cual es variable según el tipo de cáncer que padezca y los tratamientos que requiera una persona.