Gobierno Nacional de Panamá

Factores de riesgo de enfermedad coronaria

Domingo, 10 de Junio de 2018

Artículo de Opinión

La enfermedad coronaria es la primera causa de muerte en nuestro país, pero esto es realmente la punta del “iceberg”, o la etapa final de una enfermedad que lleva años afectando al individuo. En realidad, la cantidad de gente que está enferma del corazón o que tienen factores de riesgo para sufrir de esto, son muchas más y con seguridad están teniendo una calidad de vida subóptima. A pesar que el Ministerio de Salud ha estado haciendo docencia desde hace 4 años, la gente cambia poco de actitud, porque dicen “sentirse bien” o lo que es peor “no me siento nada”.

Entendamos de una vez por todas que existen factores de riesgo que no podemos controlar, como el sexo (más frecuente en varones), edad (a mayor edad, mayor riesgo) y herencia. Pero también existen los factores de riesgo controlables, que dependen exclusivamente de nuestra conducta, pero no podemos esperar a tener un evento coronario para empezar a hacer caso, porque es posible que ese evento sea el último o, en su defecto, sea irreversible.

Hay factores anatómicos como la hipertensión arterial y la obesidad/sobrepeso, factores sanguíneos como la elevación del colesterol y la glucemia (diabetes o intolerancia a la glucosa) y factores externos como el tabaquismo, exceso de consumo de alcohol, ansiedad o estrés.

Si es hipertenso tiene que seguir las recomendaciones para mantener su presión arterial en niveles normales. No más eso de que “para mí está bien esa presión porque soy hipertenso”, NO.

Mídase la circunferencia abdominal (a nivel del ombligo), esta debe ser menor de 88cm en mujeres y de 102cm en varones. Mídasela una vez al mes, al despertarse, antes de desayunar.

Alrededor de 2 de cada 3 (67%) de los diabéticos mueren del corazón. Muchos de estos nunca tuvieron síntomas porque como afecta los nervios, la sensibilidad está disminuida. Es decir, no esperemos tener síntomas para ir al médico.

El exceso de alcohol (más de una onza de licor/día o una copa de vino/día o una botella de cerveza/día) es perjudicial. Además, no debe fumar, ni “socialmente”.

Miguel A. Mayo

@mayogastro
El autor es Ministro de Salud